Drones por doquier


Llega a las tiendas el nuevo "videojuego" gracias a la unión del mundo real y el virtual. El emborronamiento de la línea entre la realidad y la ficción cada vez es más evidente. Pronto seremos incapaces de distinguir lo real de lo irreal, pero por lo pronto tenemos este regalito de Parrot y de Apple que posiblemente llenará las calles de robots espías.

Allá a donde mires habrá un drone volador rondando y el problema no es que un particular se pasee por tu ventana o que te espíe mientras duermes la siesta, el problema es que no tendremos la posibilidad de saber si ese drone es de un vecino o es de la policía, no sabremos si estamos siendo espiados por curiosidad o por un interes no tan inocente.

La privacidad está pasando a mejor vida. Bienvenidos a Gran Hermano. Llega la invasión.

Que Dios os bendiga.

1 comentarios:

Anónimo dijo...

Noten incluso algunos simbolismos que se muestran en la caja, como la calabera y los huesos de los Skull and Bones.
Dios nos cuide y no haga conocer la verdad.

Publicar un comentario en la entrada